¿Qué sucede si no tengo estatus migratorio, pero me caso con un ciudadano o residente permanente?

Uno de los métodos más comunes y conocidos para obtener estatus legal en los Estados Unidos es a través del matrimonio con un ciudadano estadounidense (“USC”) o residente permanente legal (“LPR”), frecuentemente conocido como titular de una tarjeta verde (green card holder). Si se le otorga una tarjeta verde a través de un matrimonio con una USC, es elegible para solicitar la ciudadanía tres años después. Sin embargo, el mero hecho de casarse con una USC o LPR no significa necesariamente que pueda obtener un estatus legal de inmigración. Incluso si puede, el proceso puede ser al largo plazo y difícil. Existen varias dificultades que pueden hacer que una persona no sea elegible para obtener un estatus legal, incluso si están casados ​​con una USC o LPR. Cosas como múltiples entradas ilegales a los Estados Unidos, historial criminal u otros problemas pueden hacerlo imposible. Si está pensando en solicitando estatus, es importante que se siente con un abogado calificado para asegurarse de que todo esté en orden primero y que tenga una manera posible de “ajustar” u obtener residencia permanente a través de su matrimonio.

El proceso para obtener un estatus legal al casarse con una USC o LPR puede variar según la forma en que la persona que busca estatus migratorio entro a los Estados Unidos. Si entro legalmente, incluso si ha excedido su visa, tiene un proceso muy diferente al de alguien que entro sin inspección. En general, una persona que entra legalmente y está casada con una USC puede solicitar directamente una tarjeta de residencia sin la necesidad de salir del país o solicitar una exención, frecuentemente llamada un perdón, por su presencia ilegal, o tiempo pasado en los Estados Unidos mientras no en estatus legal de inmigración.

Por contrario, si entro ilegalmente a los Estados Unidos (sin ninguna visa u otro permiso legal para entrar al país), generalmente tendrá una “barra” o limitación a su capacidad para obtener un estatus legal. Para prevalecer un obstáculo de este tipo, se le pedirá que solicites una exención, o un perdón, que sea específico para su situación y tendrás que presentarse para una entrevista en su país de origen. A diferencia de la persona que entro legalmente, usted no será elegible para una autorización de empleo durante el caso.

Si necesita solicitar una exención, debe demostrar que su familiar calificado sufrirá dificultades extremas si se le niega la exención o perdón. Básicamente, debe demostrar que es esencial que usted y su cónyuge calificado vivan juntos y que es imposible que vivan juntos en su país de origen. Hay diferentes maneras de mostrar las dificultades extremas, pero no puede depender únicamente de las dificultades económicas. Los factores de dificultades extremas pueden incluir los lazos de usted y su familia con los EE. UU., los problemas subyacentes de salud física o mental, la crianza de sus hijos, las preocupaciones financieras, la planificación familiar, la fluidez de la USC en su idioma nativo, entre otros. Como se mencionó anteriormente, algunos casos no son elegibles para una exención, por lo tanto, hablar con un abogado de inmigración es de vital importancia antes de intentar enviar algo a inmigración.

Cuando Walther Goss Law lo represente en su caso para obtener la residencia permanente (tarjeta verde), estaremos allí para explicarle y ayudarle en cada paso del camino. Ya sea que se trate de un ajuste sencillo después de una entrada legal a los Estados Unidos, o si necesitamos solicitar una exención y salir del país para completar su proceso de inmigración, nos aseguraremos de que tenga la mejor oportunidad posible de tener éxito en su caso, y que usted entiende el proceso que está llevando a cabo.

Si está casado con una USC o LPR, o está pensando en hacerlo, comuníquese con Walther Goss Law para agendar una consulta de inmigración. Siempre se reunirá con uno de nuestros abogados de inmigración en su primera cita, donde nos sentaremos con usted y su cónyuge para analizar su situación y explorar sus opciones.

Traducido por Linnea Myers, paralegal de Walther Goss Law

This post was written by .

Published .

Posted in: Uncategorized

Los comentarios están cerrados.